23 de abril de 2012

Pasta fresca con limón, queso feta y albahaca


Hay días en los que nos apetece cocinar muy poco, ya sea por falta de tiempo, cansancio o simplemente porque solo tenemos ganas de tumbarnos en el sofá a ver una película. Pero esto no quiere decir que no podamos realizar una deliciosa receta en un tiempo récord!! Pues éste es el caso del plato que os traemos hoy, a nosotros nos encanta la pasta y mucho más cuando en su preparación se incorpora el limón, ya que le da un toque diferente y bastante liviano.


Ingredientes (para 4 personas):
  • 200 g de queso feta en cubitos (reservamos un poco para decorar)
  • 1 manojo de albahaca
  • 4 cucharadas de aceite de oliva
  • 20 tomates cherry
  • 1 limón (el zumo y la ralladura del mismo)
  • Queso parmesano rallado al gusto
  • 500 g de pasta fresca, el tipo que mas os guste

Procedimiento:
  1. En una olla con con bastante agua, sal y un poquito de aceite, cocemos la pasta hasta que esté al dente. (Tened cuidado de no sobre-cocinarla ya que al pasarla a la sartén para terminar la receta, ésta puede pasarse de cocción).
  2. Una vez cocida las pasta la pasamos a una sartén a fuego medio y agregamos  unas 2 o 3 cucharadas de agua en la que se coció previamente. Seguidamente agregamos el aceite, el tomate, el zumo y la ralladura de limón, el queso feta, el queso parmesano y la albahaca (se puede agregar picadita fina o simplemente rasgarla con los dedos). Mezclamos todo bien.
  3. Servimos en un plato y decoramos con el queso feta que reservamos previamente.


16 de abril de 2012

Gambas al curry con leche de coco y mango (Panang Goong)


Hola a todos, si os gusta el curry os vais a enamorar de esta delicia...esta vez os traemos una receta de origen tailandés, de muy fácil y rápida preparación y de un sabor inigualable. Ésta a su vez tiene la cualidad de ser muy versátil y se puede sustituir su ingrediente principal (las gambas) por pollo, cerdo o ternera según el gusto.De esta manera también variamos y jugamos con las distintas fuentes de proteína, ya que definitivamente a esta receta le va todo!!!
Es muy apropiada como entrante para cualquier cena ya que se le puede añadir algo más de liquido como por ejemplo agua o leche y de esta manera servirla como sopa, o bien como plato principal acompañado de una buena guarnición. En este caso decidimos acompañarlo de un arroz salvaje mixto con arroz blanco, una auténtica combinación de sabores.
Cuando decidimos probar esta receta nos sorprendió grátamente uno de sus ingredientes, el jengibre fresco. No solemos utilizarlo con frecuencia pero hemos de confesar que nos enamoró, le da un toque muy especial, realza todos los sabores y crea una un punto picante inigualable. Animaos a probarlo!!!


Ingredientes para 4 personas:
  • 1/2 kilo de gambas 
  • 1 cebolla mediana picada en brunoise (muy fina)
  • 2 tomates medianos picados en cubitos
  • 2 cucharadas de jengibre fresco picado fino
  • 1 cucharadita de cúrcuma
  • 1 cucharada de curry 
  • 1 mango
  • 1 lata de leche de coco
  • 2 cucharadas de yogur natural
  • 2 limas
  • Cilantro picado al gusto
  • Sal 
  • Pimienta



Procedimiento:
  1. En una sartén mediana ponemos un poquito de aceite y agregamos la cebolla y el jengibre y esperamos hasta que se pochen un poco.
  2. Una vez pochada la cebolla y el jengibre agregamos la cúrcuma y el curry y removemos bien. 
  3. Seguidamente agregamos el tomate, el mango, el cilantro y las gambas y dejamos cocer un poco a fuego medio (si la sartén cuanta con una tapa, se puede usar en este momento para que las gambas se cocinen un poco con el propio vapor, no tardará mas de 4 minutos).
  4. Una vez cocidas las gambas agregamos la leche de coco y el yogur natural y removemos.
  5. Agregamos el zumo de la lima a nuestro gusto, ponemos a punto de sal y pimienta y dejamos hervir.
  6. Una vez hirviendo retiramos del fuego la sartén, espolvoreamos con un poco mas de cilantro fresco y servimos.


10 de abril de 2012

Empanaditas de carne


Ya estamos de vuelta!!! después de unos días de descanso y muchas sesiones de cocina con la familia hemos encontrado un huequito para preparar una deliciosa receta. No os imagináis lo fácil que resulta hacer la masa para estas empanaditas. Por otro lado tenemos el relleno, que se puede realizar con muchos de los ingredientes que tenemos usualmente en la nevera y una bandeja de carne picada/molida.
Como alternativa a este relleno podéis utilizar pisto en lugar de todas las verduras y únicamente mezclarlo con las especias y la carne cocinada. Esta es una solución muy fácil y rica.
Si os apetece podéis hacer la masa con antelación y congelarla hasta que la vayáis a usar. Una de las ventajas de este plato es que se pueden realizar tantas variaciones como se quiera, ya sea añadir ingredientes o quitar los que no os guste.
Sin más os dejamos estos pequeños bocaditos para compartir con la familia y amigos.


Ingredientes para la masa:
  • 600 g de harina
  • 100g de mantequilla fundida
  • 150g de leche
  • 1 huevo
  • 150g de agua
  • 10g de sal
  • 1 huevo batido para barnizar las empanadas
Ingredientes para el relleno:
  • 1 calabacín
  • 1/2 pimiento rojo
  • 1/2 pimiento verde
  • 1 tomate
  • 1 cebolla grande o varias cebolletas
  • 2 dientes de ajo
  • 500g de carne picada
  • 1 cucharada de orégano
  • 1/2 cucharada de comino molido*
  • 1/2 cucharadita de clavo molido*
  • 1/2 cucharada de ají molido*
  • 1 cucharada de azúcar
  • 80g de mantequilla
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite
  • 1 lata de aceitunas negras sin hueso troceadas
  • 4 huevos duros troceados
* Ingredientes opcionales.


Procedimiento para la masa:
  1. En un bowl colocamos la leche, el huevo, el agua, la mantequilla fundida y la sal y removemos hasta conseguir una mezcla más o menos homogénea.
  2. A continuación agregamos la harina y mezclamos hasta conseguir una masa uniforme.
  3. Seguidamente colocamos la masa en la encimera enharinada y amasamos hasta conseguir una masa que no se pegue en los dedos. Reservamos cubierta de un film para evitar que se seque.
Procedimiento para el relleno:
  1. En una sartén con un poquito de aceite freímos la cebolla o cebolleta y el ajo picados. Una vez dorados agregamos la mantequilla y el resto de verduras previamente troceadas. Sofreímos hasta que estén cocinadas. Retiramos de la sartén y reservamos.
  2. En la misma sartén ponemos otro chorrito de aceite, agregamos la carne y removemos constantemente para que toda se cocine por igual, agregamos sal, pimienta, el comino, el orégano y el clavo. 
  3. Una vez la carne esté doradita, agregamos la mezcla de las verduras, las aceitunas y los huevos duros y mezclamos bien durante unos minutos.
  4. Vertemos todo sobre un bowl y dejamos enfriar.
  5. Dividimos la masa en trozos para facilitar el trabajo, la estiramos con rodillo hasta que quede fina y cortamos círculos de 10 o 15 cm de diámetro. Repetimos con el resto de la masa hasta tenerla cortada al completo. 
  6. Procedemos con la parte más entretenida, rellenar nuestras empanadas. Para ello colocamos una cucharada de relleno en el centro del disco de masa (procurad no poner demasiado relleno, ya que al cerrarla puede rebosar). Para cerrarlas colocamos con el dedo un poquito de agua sobre la mitad del borde y cerramos presionando para que no queden bolsas de aire. Si queréis podéis hacer ese "nudito" en los bordes tan característico de las empanadas.
  7. Para cocinarlas, disponemos todas las empanaditas en una bandeja de horno cubierta con papel vegetal y barnizamos con el huevo batido para que cojan ese tono dorado. Podemos también rociarlas con unas escamas de sal.
  8. Introducimos en el horno precalentado a 175º C (350º F) hasta que se vean doradas por encima.



7 de abril de 2012

Torrijas


Llegó la semana santa y con ella las torrijas y no pudimos resistir la tentación de preparar unas caseras. Las torrijas son un plato tipico de semana santa en casi todas las regiones de España pero muy conocido en otras partes de mundo como "pain perdu" o "French toast". Se realiza típicamente con pan del día anterior (preferiblemente un poco duro). Esto hace que no se deshaga la miga cuando se pasa por la leche y el huevo. Se cree que este plato surgió de la necesidad de aprovechar el pan en tiempos de cuaresma, ya que no se podía comer carne. Existen muchas variantes, entre las que destacan las cubiertas de miel o azúcar y canela. Nosotros nos decantamos por éstas últimas, pero por puro gusto personal. Animaos a hacer este dulce que gusta a niños y mayores.



Ingredientes:

  • 1 barra de pan blanco del día anterior partido en rodajas de 2cm de grosor.
  • 1 litro de leche
  • 4 huevos (o alguno más en caso que fuera necesario)
  • Dos tiras de piel de naranja
  • 1 rama de canela
  • Azúcar blanca
  • Canela en polvo
  • Aceite para freír

Procedimiento:
  1. Para empezar ponemos en una cacerola la leche, 2 cucharadas de azúcar, la rama de canela y la piel de la naranja. Calentamos hasta que vaya a empezar a hervir. Vertemos sobre una fuente honda y dejamos enfriar un poco.
  2. Por otro lado, en otro recipiente batimos los huevos y reservamos.
  3. Para preparar la tercera fase de la elaboración de las torrijas únicamente mezclamos en un recipiente hondo azúcar y canela en proporciones 3 partes de azúcar y 2 partes de canela, aunque esta proporción se puede variar en función de gustos. Reservamos.
  4. Llegó el momento de la elaboración de las torrijas. Para ello lo mejor es buscar ayuda y preparar una pequeña cadena de montaje de dos o tres personas. Pues bien, primero que todo ponemos el aceite a calentar en una sartén y una vez caliente introducimos el pan en la leche tibia durante unos segundos, sin que llegue a ponerse excesivamente blando.
  5. Pasamos el pan de la leche al huevo, escurrimos un poco e introducimos directamente en el aceite caliente. 
  6. Cocinamos por ambos lados hasta que adquiera un color dorado y sacamos sobre papel de cocina, para retirar el exceso de aceite.
  7. Por último, sin dejar que la torrija se enfríe la pasamos por la mezcla de azúcar y canela y vamos colocando sobre el plato de presentación. Acordaos de aguantar la tentación y esperar a que estén un poco frías para comerlas. Disfrutadlas.

2 de abril de 2012

Brownies


Hola a todos, para esta semana os traemos un clásico americano, el brownie. Este delicioso pedacito de chocolate muy conocido alrededor del mundo nace a finales del siglo XIX en Estados Unidos y es popularizado más tarde alrededor del mundo. Se dice que el brownie nació como un error, ya que en un descuido, el chef olvida poner levadura en su clásica tarta de chocolate y el resultado final da paso a este famoso postre. Puede contener nueces, pepitas de chocolate o casi cualquier complemento que se nos ocurra. Comúnmente se corta en cuadritos, pero hoy en día podemos encontrarlo presentado de muchas maneras distintas. Sin más os dejamos nuestra versión de brownie.



Ingredientes:
  • 1 taza (225g) de mantequilla
  • 1 1/4 taza (280g) de azúcar
  • 115 g de chocolate para fundir
  • 4 huevos
  • 1 taza (120 g) de harina
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 1 taza de nueces picadas
Procedimiento:
  1. Primero colocamos el chocolate troceado junto con la mantequilla al baño maría para que se vaya derritiendo. Una vez derretido, mezclamos bien y dejamos enfriar un poco.
  2. Seguidamente en un bowl batimos los huevos, el azúcar y la sal hasta conseguir una mezcla esponjosa y mas clara.
  3. Incorporamos a la mezcla anterior el chocolate y mantequilla previamente derretidos y la vainilla.
  4. Con la mezcla de todos los ingredientes anteriores lista agregamos poco a poco la harina tamizada y por último las nueces.
  5. Vertemos la mezcla en un pirex previamente enharinado, y llevamos al horno a 175º C (350º F) durante aproximadamente 30 - 45 minutos. Debemos intentar que el molde sea de un tamaño tal que el brownie no nos quede muy grueso, ya que de este modo podría costar mucho que se cocinara de forma uniforme.


Paperblog