26 de marzo de 2012

Rollitos de verano (gỏi cuốn)



Otra semanita más compartiendo con todos vosotros nuestras aventuras culinarias. Hoy os traemos nuestra primera receta oriental en el blog, se trata de unos rollitos de verano de origen vietnamita. A nosotros nos gustan más que los tradicionales rollitos de primavera ya que no necesitan ser fritos con lo que ahorramos tiempo y calorías. Resultan muy agradables y frescos y podemos agregarle todo lo que queramos. Aquí os presentamos un ejemplo, pero no tengáis miedo de investigar con nuevos ingredientes. No pondremos cantidades ya que todo depende de la cantidad que os guste meter en los rollitos.


Ingredientes:
  • Zanahoria
  • Pepino
  • Cebollino
  • Menta
  • Setas chinas deshidratadas
  • Ajos tiernos
  • Pechuga de pollo
  • Aceite de sésamo
  • Semillas de sésamo
  • Aceite de girasol u oliva
  • Discos de arroz para rollitos
  • Salsa agridulce o Hoisin para acompañar

Procedimiento:
  1. Primero que todo deberemos preparar todos los ingredientes para tenerlos listos para montar los rollitos. Antes que nada ponemos las setas a hidratar en agua caliente.
  2. Seguidamente trocearemos la zanahoria en bastoncitos de unos 10cm de largo y hervimos unos minutos sin que llegue a estar muy blanda.
  3. Mientras se cocina la zanahoria partimos las pechugas en tiritas finas, salpimentamos y cocinamos junto con unas gotitas de aceite de girasol u oliva y aceite de sésamo. Al sacarlas de la sartén espolvoreamos con semillas de sésamo.
  4. Por otro lado, una vez hidratadas las setas, las troceamos y sofreimos junto a los ajos tiernos picados en una sartén con unas gotas de aceite de sésamo.
  5. Seguimos preparando la verdura. Para ello pelamos el pepino y lo cortamos en bastones similares a la zanahoria. Por último, picamos finamente el cebollino.
  6. Para montar los rollitos prepararemos un recipiente hondo grande con agua caliente. Introducimos un disco de arroz durante unos segundos (hasta que la textura sea blanda, pero sin llegar a ser demasiado endeble). Extraemos del agua y colocamos sobre una superficie plana. 
  7. A continuación, colocamos en el centro del disco un par de bastones de zanahoria y pepino, una hoja de menta, unas tiras de pollo, las setas con los ajos y espolvoreamos con cebollino. No coloquéis grandes cantidades ya que el rollito puede quedar demasiado grande.
  8. Por último, y teniendo colocados los ingredientes en posición horizontal según miramos, doblamos los laterales hacia adentro y enrollamos de manera que quede un rollito compacto.
  9. Servimos acompañando de la salsa que más nos guste.


21 de marzo de 2012

Alfajores de maicena


Una vez más os traemos uno de estos pequeños caprichos a los que es difícil resistirse, los alfajores son pequeñas galletitas hechas a base de maicena, con un delicioso relleno de dulce de leche y un ligero rebozado de coco rallado, su sabor es suave y altamente adictivo.
El origen de este rico invento es un poco confuso, y depende basicamente de los ingredientes con los que se elabore, pero ciertamente los más reconocidos son los argentinos. Podéis servirlos acompañados de un buen café, té o como más os guste.
Y aquí va la receta... animaos que está buenísima!!!


Ingredientes:
  • 150 g de mantequilla
  • 50 g de manteca vegetal crisco
  • 1 huevo  + 3 yemas adicionales
  • 200 g de harina
  • 300 g de maicena
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 2 cucharaditas de levadura (polvo de hornear)
  • 150g de azúcar
  • 1 cucharadita de esencia vainilla
  • Leche condensada
  • Coco rallado
Para el dulce de leche, colocamos una lata de leche condensada en una olla de presión con un poquito de agua, aproximadamente que cubra la mitad de la lata y la dejamos cocinar durante unos 20 minutos.


Procedimiento:
  1. En un bowl y con la ayuda de unas varillas o una batidora mezclamos la mantequilla, la manteca y el azúcar. Una vez bien homogéneas agregamos las yemas de huevo una a una y la clara. Por último agregamos la vainilla.
  2. Ahora con la ayuda de un colador tamizamos la harina, la maicena, el bicarbonato y la levadura (polvo de hornear) todo a la vez.
  3. Seguidamente agregamos todo lo tamizado al bowl donde está la mantequilla y mezclamos con las manos, hasta conseguir unificar todo (en este punto podemos volcar todo en la mesa de trabajo para mayor comodidad).
  4. Con la masa bien uniforme nos preparamos para estirar con la ayuda de un rodillo. Debemos dejar la masa con una altura de aproximadamente 1/2 o 1 centímetro.
  5. Lista la masa procedemos a cortar los circulitos y disponemos en una bandeja de horno antiadherente.
  6. Colocamos en el horno precalentado a 150º C (300º F) y horneamos aproximadamente durante unos 15 o 20 minutos, dependiendo de cada horno. Si vemos que se van tostando en exceso bajaremos un poco la temperatura. Deben quedar claros, casi blancos.
  7. Una vez tengan los bordes ligeramente dorados, sacamos del horno y las dejamos enfriar bien antes de rellenarlos.
  8. Para el relleno untamos una galletita con el dulce de leche y cerramos con otra.
  9. Si queremos ponerle coco rallado lo único que temos que hacer es untar ligeramente los bordes del alfajor con dulce de leche y deslizarlo por un plato con coco. 
Si nos gusta podemos agregar a la masa cognac, ralladura de limón y hasta cacao en polvo. Que los disfruten!!!


12 de marzo de 2012

Pollo al curry



¡Hola a todos! Como ya muchos de vosotros sabéis la comida india causa sensación en todas las partes del mundo a las que llega, y no es para menos teniendo en cuenta la variedad exquisita de platos que tiene.
Por esta razón hemos decidido hacer nuestra aportación a esta receta tan deliciosa, y a su vez de las más populares.
El pollo al curry es de muy fácil elaboración, aunque para obtener resultados extraordinarios necesitaremos de ingredientes específicos y de muy buena calidad.
En este caso hemos acompañado el pollo con un arroz basmati blanco conocido por su deliciosa y delicada fragancia, sin duda un excelente acompañamiento para este socorrido plato.



Ingredientes (para 4 personas):
  • 4 pechugas de pollo (se pueden utilizar contra muslos) cortados en cubitos
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 2 zanahorias
  • 2 patatas
  • 2 cucharadas de curry en polvo
  • 1 cucharada de pasta de curry (opcional)
  • 1 cucharada de cúrcuma
  • 1 cucharada de pimentón picante
  • 1 lata de leche de coco
  • 1 cuchara de harina
  • Sal y pimienta.

Procedimiento:
  1. En una sartén con un chorrito de aceite de oliva ponemos a dorar el pollo.
  2. Seguidamente agregamos la cebolla y el ajo picaditos y removemos.
  3. Una vez pochada la cebolla agregamos el curry en polvo, la pasta de curry, el cúrcuma y el pimentón picante y removemos para que el pollo se impregne con las especias. Agregamos la zanahoria y la patata.
  4. Añadimos la cucharadita de harina y removemos bien.
  5. Agregamos la leche de coco y dejamos hervir.
  6. En caso de quedar muy seco podemos agregar o bien agua o leche aunque esta última suavizara el picante propio del plato.
  7. Ajustamos de sal y pimienta.



5 de marzo de 2012

Coulant de chocolate


Hola hola!!! esta vez os traemos una receta donde el principal protagonista es el chocolate!! este delicioso pastelito cautivará paladares, es de simples ingredientes y fácil elaboración, aunque su cocción necesitará algo de mimo, pero si cuidamos algunos detalles lograremos un postre que sorprenderá. Su textura es algo crujiente por fuera, pero esponjoso y líquido por dentro. Se sirve en caliente y para los más golosos se puede acompañar de una bola de helado. Suena bien, no?


Ingredientes (para 2 personas):
  • 50 g de chocolate para fundir (más de 60% de cacao) 
  • 50 g de azúcar
  • 50 g de harina
  • 50 g de mantequilla, más extra para engrasar los moldes
  • 1 huevo
  • 1 yema
  • 2 cucharadas de cacao en polvo
  • Cointreau u otro licor (opcional)*

Procedimiento:

  1. Precalentamos el horno a 160º C (320º F).
  2. Untamos con mantequilla 2 ramequines medianos u otro molde similar y espolvoreamos con cacao en polvo hasta cubrir la mantequilla. Retiramos el exceso de cacao y reservamos.
  3. Derretimos el chocolate junto con la mantequilla en un bowl sobre agua hirviendo, hasta tener una crema totalmente homogénea. Dejamos enfriar 5 o 10 minutos.
  4. En otro recipiente, y con la ayuda de una batidora de varillas eléctrica, batimos el huevo, la yema y el azúcar hasta que la mezcla se vuelva de color claro (unos 5 minutos).
  5. Dejamos la batidora y con la ayuda de una cuchara de madera o una espátula de silicona incorporamos el chocolate derretido junto con un poco de licor, si nos gusta.
  6. Tamizamos la harina y agregamos a la mezcla, incorporando poco a poco.
  7. Dividimos la mezcla enl os moldes y horneamos durante unos 15 minutos. Aquí es muy importante estar atentos al horno. El punto perfecto del coulant es cuando el exterior está cocinado y el interior líquido, pero sin que llegue a deformarse. El conseguir este punto viene con la práctica, ya que cada horno es distinto. Lo que nosotros hacemos es esperar a que cuaje la parte superior y unos 5 minutos después agitamos la bandeja para comprobar que no estén demasiado líquidos.
  8. Por último, desmoldamos con muchísimo cuidado y servimos acompañado de helado o frutas. Decoramos con azúcar glas.

Paperblog