20 de febrero de 2012

Salmón gratinado con crujiente de ajo y perejil


Como algunos de vosotros sabéis hemos estado de vacaciones por Escocia y la verdad es que es un lugar sorprendente, lleno de hermosos paisajes, gente encantadora e impresionantes castillos. Pero no podíamos irnos de allí sin un libro de recetas del cual prometemos sacar muchas ideas, como es el caso de este post. A ambos nos encanta el salmón y ciertamente nos sedujo esta manera diferente de prepararlo, así que no dudamos ni un minuto en compartir este delicioso plato que tiene el equilibrio perfecto de sabores.
El "crust" es una mezcla de miga de pan, queso parmesano, ajo y perejil, muy fácil y rápida de hacer, por lo que tendremos un plato muy rico en muy poquito tiempo.



Ingredientes (para 4 personas):

  • 4 filetes de salmón individuales
  • 1/2 taza (50g) de queso parmesano rallado
  • 5 rebanadas de pan de molde tostado y partido en cubos
  • 1 ajo
  • Perejil al gusto
  • Mantequilla derretida
  • Limón
  • Sal 
  • Pimienta


Procedimiento:
  1. Limpiamos el salmón asegurándonos de que quede libre de espinas. Lo dejamos con la piel.
  2. En un bol o procesador de alimentos colocamos el pan, junto con el queso parmesano, el ajo, el perejil y un chorrito de mantequilla derretida y trituramos ligeramente. Si quedara demasiado seco, se le puede agregar más mantequilla a la mezcla. Reservamos.
  3. En un pyrex cubierto con papel aluminio untamos un poco de mantequilla para evitar que se pegue y colocamos los trozos de salmón con la piel hacia abajo, agregamos un poquito de limón y salpimentamos.
  4. Posteriormente colocamos el "crust" y presionamos un poco con los dedos para que se quede adherido al salmón.
  5. Colocamos en el horno a 200º C (400º F) durante unos 20 minutos o hasta que la parte de arriba esté dorada. Si observamos que se dora muy deprisa y el salmón va quedando crudo podemos cubrir con papel de aluminio y seguir cocinando.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Paperblog